FESTIVAL INTERNACIONAL DE CORTOS VILLA DE PLENTZIA
SUNDAY, OCTOBER 9, 1977
Plentzia 48620


extra extra
VOL. VIII - 2019 EDITION

Teatro VIII

En Edición 2019 | 10.6.2019

PEPÍN TRE – «El resplandor de los pájaros»

Pepín es humor, humor del absurdo, una especie de Groucho Marx en castellano.
Hace canciones, sí, pero pocas porque el arte de Pepín es liarse con la palabra de manera vertiginosa, para desesperación de su guitarrista, a la que relega frecuentemente.
Un ritmo endiablado de palabrería que no lleva a ninguna parte y donde matemáticas, física, química, biología son todo y nada.

BIO

Pepín, tranquilo paseante nacido en diciembre. Un hombre de invierno que empezó siendo niño y creció hasta convertirse en otra cosa. Aún mozalbete, conoció a Doris Luncan, madurita soprano de voz llena de lirismo, recién llegada de UTA, que arrastrolo tras de sí hasta llegar a la presencia del señor Gornitoch, influyente miembro del partido Bolchevique quien, impresionado por la presencia de ánimo de la singular pareja y totalmente borracho, decidió pegarse un tiro. Doris, perdida en los fríos de la Rusia fría, se hunde en la desesperación, pero Pepín, sacando fuerzas de flaqueza, la embarca rumbo a Philadelfia con la promesa de seguirla en cuanto su alma encuentre la serenidad necesaria. No la encontró nunca. Doris, aún le espera reclinada en el alfeizar de una ventana norteamericana, mientras la brisa templada balancea sus rizos dorados como veraniegos trigales. Pero sigamos el rastro de nuestro hombre que ya en esas fechas, 12 de abril de 1978 o 4 de junio de 1984, cantaba en un pensionado de la campiña inglesa para jóvenes pudientes, canciones folklóricas a modo de tabardillo con intrincados molinetes de aérea filigrana. Sabedor José Luis Rodríguez, «El Puma», de los méritos de nuestro joven, le requiere a su presencia para escuchar repertorio, quedando maravillado, aunque indeciso, de la conveniencia de entonar tan bellas melodías. El tiempo pasa. «El Puma» no se manifiesta. Pepín, impaciente, aunque generoso y sin usar ningún tipo de cosmético, no encuentra más salida que hacerse notario, muy a su pesar, aunque prometiendo ante la Virgen Santa volver al recto camino en cuanto la suerte esté dispuesta a esbozar una sonrisa, aunque pequeña, a los ojos de nuestro héroe.

TRAYECTORIA 70-81.- Hago canciones para Formula V, El Puma, Francisco. Demasiados años sin que la salud se resienta. 82-83.- Viaje a Méjico buscando consuelo y curación, y por qué no esperando que el peyote me muestre el camino. Me distraigo, miro al otro lado del río y de nuevo canciones para Víctor Iturbe «El Pirulí», Vicky Carr y Los Llanos. Huída a Colombia con Barrabás, Medellín, Bogotá y Cali. 84-89.- Vuelta a Madrid. Busco la redención formando los grupos «Cirrosis» y «Al fondo hay sitio». Tertulias musicales de bar de marcado estilo etílico. 91-95.- Por prescripción facultativa cambio de hábitos musicales y hasta de nombre. Me hago llamar Pepín Tre y como terapia incorporo al aspecto musical, monólogos trepidantes para justificar el nuevo apellido. Intento ser actor en «Don Juan en los infiernos». No me aprendo el texto, Gonzalo Suárez siempre generoso conserva la secuencia en el montaje. Comienza la tremenda gira del espectáculo «Viva el Coyote». 95-99.- Ricardo Franco, me pide la banda sonora para la película «Oh Cielos». Eso mismo pensé yo. Incuestionable presencia en radio, 4 años en el programa de la Cadena Ser, «La media vuelta». 99-2000.- La generosidad en el mundo del cine no tiene límites. De la mano de Karra Elejalde y Karlos Arguiñano ruedo «Año Mariano». Como actor, la misma cantidad de humo que Apocalipsis Now pero por otras vías. Colaboración en los «Premios Max» de Teatro, montando un gag con Tricicle, conseguí que hablaran. 2001-2003.- Tremolante segundo disco «Verdades como puños». Gira con el espectáculo del mismo nombre para que todo encaje. Trabajo en «El Rey de la Granja», El club de la comedia, 7 vidas y Estudio Uno. Pero el año no acaba ahí. Disco emblemático «18 BOLEROS CHULOS». Directo al fracaso. Para mantener el equilibrio universal gira complementaria 18 Boleros Chulos. Éxito rotundo. Cuadramos las cuentas. Suena el teléfono, Karra Elejalde, impulsivo y reflexivo a partes distintas va a rodar una nueva película: TORAPIA. – Tengo un papel para ti… Podrías ser Leonardo Da Vinci, o un pillete árabe que se trasmuta en arácnido durante una cabalgada vertiginosa por el desierto. Acepto sin dudarlo, ambas posibilidades están en mi registro. Cuelgo. Nueva llamada Paco Mir (Tricicle) al aparato. Por señas me propone una zarzuela «LOS SOBRINOS DEL CAPITAN GRANT», ¿Dónde? Pregunto, en el Teatro de la Zarzuela. Acepto es coherente. 2004-2005.- Continúa escapándose el tiempo entre los dedos, como peces saltarines en su intento irresistible de fundirse con el liquido elemento que tantas alegrías y como no algún que otro sobresalto les añade a su existencia… Vuelve la Radio. «LA ROSA DE LOS VIENTOS» Onda Cero. ¿Y la televisión? Sí, pero si es al aire libre. Sin problema. Wyoming arranca en la primera con un programa en «LA AZOTEA». No tengo vértigo, acepto. Al fin y al cabo la vida es aceptar. Continuará…

SERMÓN – Yolanda Bustillo

Miembro fundador de Kabia desde 2006, trabajando como actriz en los espectáculos: “Alicia después de Alicia” (estrenado en octubre de 2017), “El árbol de Hiroshima” (2016), “Rojo al agua” (2012) y “Decir lluvia y que llueva” (2010). Entre 2013 y 2017 ha sido docente de los cursos de iniciación de Kabia y del Workshop Kabia Teatro. Como miembro activo del área de investigación lleva una parte del training vocal. Actualmente dirige a la compañía de teatro amateur KAMERINO TEATROA, surgida de los talleres anuales de Kabia.